Entrevistas

Alemania, a la cabeza de la construcción sostenible con la “Passivhaus” más grande del mundo

En los últimos años, la meta de alcanzar un mundo sostenible ha ido cambiando la forma en la que vestimos, comemos y también el lugar donde vivimos. Una “Passivhaus” es un tipo de construcción que, debido a los materiales y el proceso de construcción, consigue ahorrar un 34% de energía. La más grande del mundo la está construyendo en Alemania la empresa Frey Gruppe.

Por Paula Cámara

La edificación tiene un área similar a un campo de fútbol y se convertirá en el hogar de 162 familias. Con este proyecto se evitará la emisión de 160 toneladas de CO2, lo cual equivale a las emisiones que produciría viajar en coche desde Barcelona a Copenhague unas 540 veces, según explica Wolfgang Frey, arquitecto especializado en Planificación Urbana Sostenible y propietario de Frey Gruppe.

Frey afirma que la idea del concepto Passivhaus se centra en el reto de perder la mínima cantidad de energía posible llevando a cabo un aislamiento muy eficiente, y el objetivo es  “hacer ver a las personas (tanto inversores como residentes) que las passivhaus y las casas ecológicas son la única vía de salvar el medio ambiente“.


 

La villa Heidelberg, la Passivhaus más grande del mundo. Fuente: Frey Gruppe

Frey expresa que “las paredes de la villa Heidelberg tendrán espacio para que las plantas puedan crecer y trepar por ellas. Esas plantas producirán oxígeno e introducirán la naturaleza en la vida de los residentes, lo que hará la vida en él más atractiva”.

“Muchas Eco casas utilizan materiales que necesitan mucha energía durante su producción, lo que implica grandes emisiones de CO2”, explica Frey

The Guardian publicó un artículo sobre el futuro de los edificios sostenibles en el que pone de manifiesto que “las casas pueden tener paneles fotovoltaicos, colectores de agua de lluvia, sensores que cambien la humedad y la temperatura o cualquier otro elemento de alta eficiencia. Pero, en ocasiones, los “principios básicos” como la utilización de materiales simples o la orientación del edificio son todo lo que se necesita”.

Frey está de acuerdo con la idea desarrollada por The Guardian y añade que “ser sostenible implica cubrir muchos aspectos como el consumo de energía durante la construcción, el tiempo y el buen uso de los materiales. Muchas Eco casas utilizan materiales que necesitan mucha energía durante su producción, lo que implica grandes emisiones de CO2”.

Passivhaus en Europa

Pese a las 25.000 passivhaus que hay alrededor del mundo, estos edificios siguen siendo una minoría en el gremio y un concepto desconocido para muchas personas. Frey manifiesta que en Alemania, por ejemplo, la mayoría de las personas suelen alquilar apartamentos y casas (de forma que los dueños e inversores no viven en las casas). “Por este motivo –como empresa sostenible– una de nuestras metas es hacer ver a las personas (tanto inversores como residentes), que las passivhaus y las casas ecológicas son la única vía de salvar el medio ambiente”, subraya.

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Universidad San Jorge